PROGRAMA MUNICIPAL de Sida de ROSARIO

AUTORIDADES
Presidente: Sra. Intendente de la Ciudad de Rosario
Bioq. Mónica Fein

Presidente Comité Ejecutivo: Sr. Secretario de Salud Pública de la Municipalidad de Rosario
Dr. Leonardo Caruana

Coordinadora de Programas en Salud de la Secretaría de Salud Pública:
Ps. Alejandra Toledo

Coordinador General del Programa:
Dr. Damián Lavarello

Sede y Horarios del Programa
Moreno 960 (ex Maternidad Martin) 1° Piso
Tel.: 4802189
Lunes a viernes de 9.00 a 17.00 hs
 

RESUMEN DE GESTIÓN

Reseña de Gestión
El Programa Municipal de Lucha Contra el Sida fue creado el 26 de Noviembre de 1992 por Ordenanza N° 5532 del Honorable Concejo Municipal de Rosario, la cual designa al Intendente de la ciudad como su Presidente y al Secretario de Salud Pública de la Municipalidad de Rosario como el Presidente de su Comité Ejecutivo. Desde entonces, y hasta ahora, ha venido desarrollando una intensa labor preventiva del VIH - Sida en la comunidad y de apoyo asistencial para los afectados por el VIH-Sida y sus familias. En el campo preventivo, esto ha incluido: tareas de información general y preventiva sobre el VIH por medio de diversos canales comunicacionales como folletos, campañas, radios, diarios, sitio web, edición de discos compactos, etc. ; acciones de apoyo y capacitación de la comunidad educativa local; desarrollo de espacios participativos para construir colectivamente una respuesta al problema en Centros de Salud, barrios, clubes, vecinales, organizaciones religiosas, etc.; asesoría jurídica de personas y grupos; promoción y distribución de preservativos; realización de jornadas, seminarios, encuentros; desarrollo de proyectos focalizados para poblaciones vulnerables como personas privadas de la libertad, trabajadoras sexuales, mujeres embarazadas con VIH, y usuarios de drogas; acciones de monitoreo epidemiológico y publicación de los resultados; mantenimiento de un servicio de biblioteca sobre el tema; asesoría a otros Programas del orden provincial y local a través de diversas instancias como pasantías, cursos, etc. En el campo asistencial, el programa ha trabajado siempre con la convicción de que las personas viviendo con VIH ( PVVIH) son los mejores agentes de prevención de la epidemia, por su claro compromiso de evitar la infección de otros. Por esto, se ha dado una gran relevancia al impulso del protagonismo de las PVVIH a través de diversos espacios en los efectores de salud y en el Programa mismo. Además, se ha trabajado en la gestión de los medicamentos antirretrovirales específicos ante Provincia y Nación, con apoyo administrativo a las personas para agilizar sus trámites y en gestiones por análisis específicos como carga viral y otros. Como hecho distintivo de la preocupación del Programa y de la respuesta solidaria del Municipio de Rosario ante la epidemia, las PVVIH pueden en esta ciudad, desde 1996, obtener un Pase Libre para el transporte en colectivos que facilita su acceso al tratamiento y los cuidados de salud. A su vez, se tramitan pensiones no contributivas, subsidios, ayudas, etc., ante esta Municipalidad, la Provincia, la Nación, ANSeS, etc.

Desde su creación hasta 1995, el Programa desarrolla su fase inicial, que comprende la creación de capacidades, el desarrollo del recurso humano propio, la vinculación e interacción con otros actores claves como ONGs, Programas provincial y nacional, sectores académicos, la instalación de la problemática en las agendas de salud del municipio, la identificación de áreas prioritarias de intervención, de principales obstáculos a trabajar, etc. Se intervino activamente en toda la red de salud, y se desarrolló también una intensiva tarea preventiva en escuelas. En 1995 se crea el cargo y se designa el primer Coordinador General del Programa. Entre 1995 y 1997, el Programa toma una organización operativa por áreas o niveles de trabajo: comunicación, educación, legales, epidemiología, acción social, atención primaria, hospitales. Se inician los proyectos para cárceles y para trabajadoras sexuales. Entre 1996 y 1997, el Programa Nacional de Sida incorpora los modernos tratamientos antirretrovirales triples, que habrían de producir una verdadera inflexión en el curso clínico de la infección por VIH-Sida en todos los países que pudieron acceder a los mismos.

Desde 1998, bajo la actual coordinación, se distritaliza el personal y el trabajo del Programa y se decide fortalecer la estrategia de acceso al análisis de VIH asesorado, creando Servicios de Consejo y Detección del VIH en diversos ámbitos municipales. Estos ámbitos son muy bien recibidos por la población y continúan hasta hoy expandiéndose en número y en demanda de sus servicios. Profundizando el vínculo con las Organizaciones No Gubernamentales (ONGs) de nuestro medio, a partir de ese mismo año 1998 se llama anualmente a la presentación de proyectos para su selección y su co-financiamiento, lo que permite potenciar las estrategias y desarrollos alcanzados por dichas entidades, en articulación y complementariamente con las estrategias y acciones del Programa. Desde 1998, además, se jerarquiza la prevención de la transmisión madre-hijo del VIH, a través de una serie de acciones que reposan en el compromiso de los equipos de salud en toda la red, y en una clara apropiación del problema por la misma comunidad. Actualmente, muy pocos casos de infección por VIH en niños por esta causa avalan lo realizado. A partir del año 2000, el Programa inicia acciones para evitar la infección por el VIH y otros daños a la salud entre los usuarios de drogas. Esta estrategia, conocida como de Reducción de Daños, alcanza pronto un desarrollo que fue reconocido en el año 2002 por autoridades de ONUSida y UNPIFD, determinando que a partir del año 2003 la Secretaría de Salud Pública de Rosario recibiera un financiamiento especial por convenio con el PNUD Argentina para ampliar y asentar estas acciones de promoción y cuidado de la salud en este colectivo vulnerable.

En líneas generales, en este momento se verifica una estabilidad de los principales indicadores epidemiológicos locales, evidenciando la efectividad de la respuesta preventiva y asistencial local rosarina de la que el Programa forma parte indudable. La prevalencia al VIH en diversas poblaciones centinela como embarazadas, donantes de sangre y consultantes voluntarios para análisis de VIH, se mantiene en niveles similares desde hace algunos años y la mortalidad ha descendido desde 1996 hasta el 1999 continuamente, para luego estabilizarse. A su vez, la creciente conciencia de la ciudadanía, la renovación generacional, y la ampliación de las tareas preventivas a grandes sectores sociales como los ámbitos laborales, el mundo empresario, la formación de educadores, etc, junto con la profundización de las estrategias localizadas para más usuarios de drogas, poblaciones migrantes, hombres que tienen sexo con hombres, trabajadoras y trabajadores sexuales, etc. auguran un progresivo control de la epidemia, con un afianzamiento del derecho a la salud y a la vida digna, sin discriminación ni estigmatización para los habitantes del municipio en riesgo o afectados por el VIH-Sida.

Estructura actual del programa

1.-Equipos distritales

  • a) Distrito Norte: Lugar de Referencia: Hospital Alberdi
  • b) Distrito N. Oeste: Lugar de Referencia: Policlínico San Martin
  • c) Distrito Oeste: Lugar de Referencia: Hospital Carrasco
  • d) Distrito S. Oeste: Lugar de Referencia: Centro de Salud Las Flores
  • e) Distrito Sur: Lugar de Referencia: Hospital Roque S Peña

2.- Áreas específicas

  • a) Educación
  • b) Acción Social
  • c) Comunicación Social
  • d) Medicamentos
  • e) Epidemiología

3.- Áreas de apoyo general

  • a) Secretariado
  • b) Servicio de documentación
  • c) Contenidos para la prevención
PROGRAMA MUNICIPAL DE SIDA - SECRETARÍA DE SALUD PÚBLICA - MUNICIPALIDAD DE ROSARIO Municipalidad de Rosario